lunes, 25 de diciembre de 2006

Israel Light

AOG, Wigginton, Reino Unido

Ayer llegué a Londres desde Madrid en el primer vuelo de la mañana de easyjet. En Barajas resulta que no abren la puerta del control de policia hasta las 06:30 de la mañana. Hay que hacer cola un buen rato delante del control si se llega al aeropuerto con mucho adelanto. Y así fue. Ya en Londres llegué a casa y me fui a la calle con la misma. Tenía que hacer las compras de último momento.

Mi hermana me ha pedido ropa de M&S. Había un Zara casi puerta con puerta. Ropa moderna y contemporanea
versus ropa tradicional y clásica. Pensé en lo que le gustaría a ella, y no entré en Zara ni de asomo. Aunque estuve muy tentado a hacerlo. Es lo que tiene tener una hermana que vive en la campiña inglesa. No se puede llevar tacones y faldas de volantes por modernas que sean cuando al salir de casa tienes un campo con hierba y árboles y abejas y pájaros. Hay que llevar ropa de campo. Y para eso, M&S son muy buenos. Sorry Zara.

Luego por la tarde al llegar a casa medio muerto- estaba despierto desde las 04:00 y ya eran las 17:00- me acosté al entrar por la puerta. Al despertarme, había una chica nueva en casa. Es de Israel y es mi nueva compañera de piso.

Nos quedamos hasta las tantas hablando. No es para nada religiosa ni política, aunque el haber vivido en Israel obviamente le da una perspectiva diferente de las cosas. La violencia, las bombas suicidas, todo lo que pasa en esa parte del mundo, le parece normal de alguna manera. Me dijo que debería visitar Israel algún día. Cuando le dije que la gente que se inmola me da un poco de miedo, me respondió que bueno, que eso era parte de la vida, y que no me tenía que preocupar. Que sólo era accidental. Que la gente vive ahí y llevan vidas normales. Me cuesta entender.

Le quitó importancia al asunto. Supongo que cuando te acostumbras a la violencia, lo ves todo normal. Y lo explicas a los demás como si lo fuese. Aunque no lo sea. Pero no quise discutir con ella. Por supuesto que ella sabe más del conflicto que yo, y no quería empezar a culparla de todo, como bien sé que se tiende a hacer en cuanto uno conoce a una persona de algún país problemático. Los convertimos en embajadores de ese país quieran o no. Y lo dejamos así. Mejor. La convivencia no puede estar pendiente de temas secundarios.

Esta noche fuimos a misa de gallo por primera vez en muchos años. Creo que no he ido desde 1985. Fuimos a una iglesia preciosa (St Mary's en la foto) en el pueblo de Bloxham. Anglicana. Es decir, Católica Light. No quiero hablar de religión pero diré que en las misas protestantes, se está de pie mucho más que en las católicas. Y no se arrodilla uno nunca. En los papelitos que dan para que uno siga la misa (que por cierto, nunca van con el orden de las cosas y me paso la vida pasando páginas buscando la sección en la que estamos), pone que se invita a los miembros de otras denominciones a hacer la comunión. Algo que no creo que las iglesias católicas hacen. No es que me interese mucho el tema, pero creo que podrían hacerlo. Es mucho mejor construir puentes que murallas. Pero, como dije, la iglesia no me interesa demasiado. Por no decir nada. Despues de misa volvimos a casa. Y mañana....regalos!!!

2 comentarios:

María dijo...

Hola cheri, este es uno de los comentarios que más me han gustado de tu blog. ¡sigue así!. Yo estoy en Madrid, intentando sobrevivir a las navidades y la morriña del fin de máster. Menos mal que tengo una luz en el horizonte. ¡¡Londres!!. Seguro que nos lo pasamos fenomenal. Otra cosa, ¡¡¡Feliz Navidad!!!

Ynot dijo...

Gracias amor. Nos lo vamos a pasar súper bien ya verás. Feliz Navidad y todo lo mejor para el 2007. Con Beca y todo!!